Noches de cuchillos largos

La Federación Socialista Asturiana (FSA) ya tiene los 45 delegados que acudirán a Madrid en junio al congreso del PSOE en el que Pedro Sánchez será ratificado como secretario general. Esta mañana se entrevistó durante una hora en Ferraz con el presidente de la gestora y del Principado de Asturias Javier Fernández que una vez más por cuestiones partidistas abandonó su despacho oficial en Suárez de la Riva. Por fin el presidente del gobierno Mariano Rajoy ha tenido contacto directo con Pedro Sánchez y éste, por lo visto, le ha garantizado que no temblará a la hora de oponerse a las aspiraciones independentistas de algunos partidos catalanes a través de un referéndum. Menos mal. Ello tranquiliza.

Aunque está claro que con Pedro Sánchez el PSOE girará a la izquierda no lo tengo tan claro en cuanto a cual va a ser en concreto su programa para el futuro, por lo menos de ahora al final de la legislatura en el 2019. No entiendo bien lo de que España sea plurinacional. Una palabra en principio ambigua para un Estado de autonomías cuasi federal. Pienso que eso es lo que debería defender Pedro Sánchez. Que España se convierta en un Estado federal a través de la correspondiente reforma de la Constitución.

A todo esto Mariano Rajoy ya tiene los 176 votos necesarios en el Congreso para sacar adelante su proyecto de presupuestos. A la hora de la verdad canarios y asturianos seremos decisivos con el voto del canario Quevedo y del asturiano Isidro Martínez Oblanca. Lo que pasa es que a través de ese voto Canarias araña otros 200 millones de euros en los susodichos presupuestos mientras Asturias no llega a los 70 con partidas tan ridículas como los 150.000 euros para el proyecto de ronda norte de Oviedo sobre el que vaticino que el año que viene por estas fechas seguirá siendo papel mojado. Me parece bien el esfuerzo de Foro Asturias pero no tiene la fuerza como partido regionalista de los canarios.

Seguimos aquí sin políticas de desarrollo, con mucho parloteo de nuestros consejeros pero poca eficacia. Estos días escuche en la radio al todavía presidente de la Confederación Asturiana de Empresarios de la Construcción (CAC) Serafín Abilio Martínez criticar a todas las administraciones publicas por la escasa adjudicación que han hecho en el Principado de enero para acá. Concretamente la Administración autonómica apenas llega a los 100.000 euros. Ni sabemos cuando tendremos AVE, autopista del mar, estaciones ferroviarias en Gijón, ronda norte en Oviedo y otro montón de proyectos que se me antoja nos están dejando como farolillos rojos en esta España plurinacional a la que aspira Pedro Sánchez.

En la lista de delegados al congreso socialista echo en falta al secretario de organización Jesús Gutiérrez, no así a Fernando Lastra que se apunta a un bombardeo. Claro que si la defensa de Asturias en el Congreso cae en manos de la antigua alumna de antropología Adriana Lastra que Dios nos coja confesados. Aunque aparentemente todos hablen de unidad, creo que el vitriolo de la desunión ha empezado a correr por las distintas casas del Pueblo. Eduardo Madina y el economista José Carlos Díaz renuncian a ser ponentes, contrarios a la deriva que Sánchez quiere llevar al nuevo PSOE. Este verano en la familia socialista habrá muchas noches de cuchillos largos. ¿Qué se apuestan?

You can leave a response, or trackback from your own site.

Leave a Reply

Powered by WordPress | Runone Theme