Adiós, "chatina"

Acaba de fallecer en Madrid el gran actor asturiano Arturo Fernández a los 90 años. Considerado como el último galán del cine español se puede decir que falleció en el escenario ya que hasta hace muy pocas fechas representaba la obra "Alta seducción" en un teatro de la capital de España.

Asturiano hasta la médula nunca perdió el contacto con su tierra a donde regresaba en cuanto sus obligaciones profesionales se lo permitían. A su Gijón querido donde mantenía tertulia con amigos de la juventud y en donde le prestaba tomar una sidra y dar un paseo por la calle Corrida mientras lo pasaba pipa escuchando a su buen amigo Victorón contar chistes en su estarurante.

Su carisma y amor al teatro le hizo conectar en su momento con el alcalde de Oviedo Gabino de Lorenzo que le nombró hijo adoptivo de la capital además de tener una estatua en un barrio periférico de la misma. Arturo Fernández cuando venía a Oviedo con su compañía de teatro llenaba el Filarmónica o el Campoamor, principalmente en septiembre cuando las fiestas de San Mateo, si bien en los últimos años sus relaciones con el tripartito enfriaron su conexión ovetense hasta el punto que no acudía ya a su tradicional cita mateína.

Conocí a Arturo Fernández filmó en Gijón y aledaños la película "Jandro", la historia apócrifa de la dinastía de los Felgueroso, fundadores de Mina de La Camocha, película en color y cinemascope, creo que producida por otro asturiano destacado como empresario cinematográfico, Jesús Rubiera, y dirigida por el catalán Julio Coll, autentico descubridor para el cine de Arturo Fernández con una serie de thrillers en blanco y negro rodados en Barcelona entre los que destacó "Un vaso de whiskey" y "Cría cuervos" que por cierto volví a visionar hace unos días a través de Filmin.

"Jandro" fue una espectacular producción del cine español en la que Arturo Fernández compartía protagonismo con María Mahor y el argentino Alfredo Halcón. En ella sale el antiguo edificio del diario "El Comercio", a la sazón ubicado en la calle Corrida, y la playa de La Ñora en todo su esplendor. Una historia épica minera en la que se relata como los hermanos Felgueroso, llegados de la cuenca del Nalón, inician la explotación de carbón en la zona de La Camocha, de la que la canción dice que sus vetas iban bajo el mar.

Creo que fue Valeriano León, con su película "El piyayo", el primer asturiano en destacar en el entonces incipiente cine español; luego, Arturo Fernández, sin duda alguna, y el ovetense José Suárez, otro galán que destacó en las cinematografías española, francesa e italiana. Llegado ya con cierta edad a la pantalla con "Altar Mayor", era revisor en el ferrocarril Vasco Asturiano, donde fue descubierto por un productor, y al final de su vida terminó como alcalde de Aller, concejo donde se había casado, construyendo el cine María Eugenia. El y Arturo han sido unos actores irrepetibles del cine español. Ahora que a los 90 años se nos ha ido el gijonés su "Adiós, chatina" siempre nos quedará en el recuerdo. Descanse en paz.

You can leave a response, or trackback from your own site.

Leave a Reply

Powered by WordPress | Runone Theme